Variabilidad entre CCAA en la realización de Inseminación Artificial: algo pasa en el norte con la Inseminación Artificial


 

REDACCIÓN


06-05-2019

El pasado 9 de abril, el Instituto Nacional de Estadística (INE) publicó, por fin,  los tan esperados datos definitivos de la Encuesta de Fecundidad de 2018 (EF-INE). Decimos tan esperados porque aunque, como recogió RHA hace unos meses (ver artículo “La mitad de la población en España querría tener dos hijos“), ya el INE adelantó resultados preliminares en diciembre, la anterior EF-INE data de 1999. Ese año no se aportó ningún dato relativo a la reproducción asistida.

embarazada

Sin embargo, en esta edición de 2018 en la EF-INE se han recogido datos referentes a nuestro sector. Creemos que merece la pena destacar algunos de estos datos, sobre todo porque, por primera vez, algunos pueden ser contrastados con los datos del último Registro Nacional de Actividad de Reproducción Humana Asistida- Registro SEF (RNA-RSEF) correspondiente a la actividad de 2016, registro oficial del Ministerio de Sanidad, Consumo y Bienestar Social y de participación obligatoria. Lo que supone que por primera vez desde que es obligatorio y oficial dicho registro del campo de la reproducción asistida, sus datos pueden ser validados por otra herramienta oficial como es el INE. Todo esto nos lleva a desgranar en sucesivos artículos en RHA Profesional la EF-INE 2018, comparándola con los datos del RNA_RSEF 2016.

Como inicio queremos destacar la gran variabilidad que refleja dicha encuesta en la aplicación  de las dos técnicas de reproducción asistida (TRA) más comunes: Inseminación Artificial  y FIV/ICSI por Comunidades Autónomas (CCAA).

Tanto la EF-INE como el RNA-RSEF concluyen que la IA es menos utilizada en España que la FIV/ICSI y técnicas afines. Así, la EF-INE concluye que entre las mujeres de 18-55 años que se sometieron o se están sometiendo a una TRA, el 25% de las mujeres se realizaron una IA. Y el RNA-RSEF  publicó que los ciclos de IA representan el 21% de los ciclos de TRA en España. Como vemos, son cifras similares que nos permiten concluir que aproximadamente 1 de cada 4-5 ciclos de TRA en España es de IA.

Diferencias entre Comunidades Autónomas

Pero sorprende que los dos estudios coincidan en las desigualdades existentes entre CCAA. Según la EF-INE, de las mujeres sometidas o que se están sometiendo a TRA de entre 18-55 años donde más ciclos de IA se realizan respecto a FIV/ICSI son  País Vasco, Galicia, Aragón y Cantabria, donde el 40% aproximadamente se sometieron a IA. Esto contrasta con CCAA más habitadas como Cataluña, Madrid o  Comunidad Valenciana donde este porcentaje solo llega a la mitad (21%) o Andalucía con el 25%. Estas desigualdades coinciden con lo descrito por el RNA-RSEF donde en País Vasco, Galicia y Aragón los ciclos de IA son el 30%  de los ciclos de TRA realizados o Cantabria donde representan el 55% de las TRA, en contraste con lo que representan la IA en las TRA realizadas en Cataluña (20%), Madrid (18%), Comunidad Valenciana (14%) o Andalucía (20%).

Estas diferencias entre CCAA podrían explicarse porque en las CCAA donde menos se utiliza la IA fueran CCAA más envejecidas, pero los mismo datos del INE no demuestra esto (ver datos del INE),  si acaso muestran una tendencia contraria siendo el porcentaje de mujeres jóvenes más elevado en Cataluña, Madrid, Comunidad Valenciana y Andalucía (% mujeres < 35 años aproximadamente 35% de las mujeres entre 18-55 años) que en País vasco, Galicia, Aragón o Cantabria  cuyo porcentaje es aproximadamente del 32%. Tampoco creemos que pueda ser una sobreutilización de la IA en CCAA donde la accesibilidad a TRA avanzadas como la FIV/ICSI y técnicas afines sea más baja, pues como ya publicó RHA profesional (ver artículo), el País Vasco figura entre las CCAA de mayor accesibilidad a la FIV/ICSI y técnicas afines.

Una última explicación podría ser que en las comunidades donde menos IA se hace en relación con FIV/ICSI fueran comunidades destino de parejas de otros países que acuden a nuestros centros a realizarse FIV/ICSI y no IA, por lo que los ciclos de IA disminuirían relativamente. Sin embargo, esto afectaría a los datos del RNA-RSEF que recoge ciclos realizados en España, pero no a los datos de la EF-INE, pues esta solo se ha realizado a mujeres residentes en España. Y como ya hemos comentado, los resultados de ambas herramientas son paralelos.

En su día RHA profesional (ver artículo) puso en evidencia las desigualdades de accesibilidad a las TRA por CCAA en España. Los datos de estos 2 estudios oficiales, EF-INE y RNA-RSEF, demuestra también una alta variabilidad en la práctica clínica a la hora de qué TRA realizar. Estos datos invitan a reflexionar sobre la necesidad de homogeneizar la práctica clínica de las TRA en España.

2019-05-07T09:22:36+00:00 06/05/2019|Categorías: Destacados, Sector|

Déjanos tu comentario