La legislación danesa prohíbe la autoinseminación o inseminación en casa

REDACCIÓN | RHA PROFESIONAL
18-07-2018

Desde el 1 de julio de 2018 la legislación danesa en materia de bancos de tejidos prohíbe la distribución de gametos directamente a la casa de los pacientes, o lo que es lo mismo, la autoinseminación. A partir de ese día la distribución sólo puede hacerse a centros de reproducción autorizados.

La legislación danesa prohíbe la autoinseminación o inseminación en casa

Esta prohibición se recogió dentro de una ley promulgada el 26 de abril de 2017 (ver ley) y que modificaba cuestiones referentes a la ley del medicamento y a la ley que regula los bancos de tejidos. Más concretamente, en el caso que nos ocupa, algunos aspectos de la distribución y exportación, con el objetivo según cita el enunciado de aumentar la seguridad. La citada ley recogía una entrada en vigor de este punto a partir del 1 de julio de 2018.

Concretamente el capítulo 3 de esta ley, en su sección 9 recoge:

“Los tejidos y células humanos solo se pueden distribuir o exportar a centros de tejidos autorizados, clínicas de fertilidad, departamentos de hospitales o profesionales de la salud autorizados”.

Esta actuación vía ley de las autoridades danesas pone fin a una larga historia de desavenencias y reclamaciones realizadas desde hace tiempo por las autoridades sanitarias de algunos países europeos, tras recoger el sentimiento generalizado del sector y de sociedades científicas.

En este sentido cabe recordar el papel importante que jugaron las sociedades científicas SEF, ASEBIR,  y ASESA cuando el 10 de Noviembre de 2015 se posicionaron claramente en contra de esta práctica mediante un comunicado conjunto (ver comunicado).

Este comunicado acababa de la siguiente forma:

“…..SEF, ASEBIR y ASESA, solicitan a las administraciones sanitarias competentes que impidan dentro del territorio español el ofrecimiento de la mencionada “inseminación en casa”, adoptando las medidas que procedan para ello. Asimismo, se recomienda a la población con problemas de infertilidad que, para evitar graves riesgos para su salud, acudan siempre a profesionales y centros acreditados, y eviten realizarse técnicas de reproducción asistida por su cuenta, sin control médico, y mucho menos adquiriendo gametos a través de sitios web”.

Tras el comunicado y el posterior apoyo, en octubre de 2016, de la Dirección General de Cartera Básica de Servicios del SNS y Farmacia, mediante nota informativa (ver nota informativa) el banco danés CRYOS interpuso denuncia por supuesta vulneración del derecho al honor contra SEF, ASEBIR y ASESA.

Finalmente el Juzgado de Primera Instancia núm. 45 de Madrid dio la razón a estas, considerando probada la veracidad del contenido de la nota sobre la “inseminación en casa”, que difundieron conjuntamente las tres sociedades para alertar de los peligros de esa práctica y también de su ilegalidad en España. Además, la resolución judicial resaltaba el papel de las sociedades científicas como colaboradoras de la Administración en las tareas de información y prevención de la salud.

Desde RHA nos sentimos orgullosos del papel desarrollado por nuestro sector, en concreto por nuestras sociedades científicas y demuestra que su actividad en terrenos que delimitan la pura ciencia y la actividad del sector no sólo es beneficiosa sino absolutamente necesaria en los tiempos actuales, convirtiéndose en instrumentos muy beneficiosos para la sociedad.

2018-07-19T09:18:07+00:0018/07/2018|Categorías: Destacados, Sector|

Déjanos tu comentario